Must de Armario en Otoño: Faldas Swing

El estilo vintage de las faldas swing, tiene su historia en la década de los 50's por su aspecto voluminoso que da la impresión de caderas anchas y cintura pequeña. Por esto, se han ganado la fama de ser súper femeninas, perfectas para un estilo que va prácticamente con cualquier ocasión. Lo suficientemente largas para ser modestas y lo suficientemente cortas para llevar tacones y lucir chic.


Como su nombre lo dice, swing, su diseño particular permite ese balanceo sutil muy propio de las prendas para mujeres en esa época.


Ideales para la temporada, y un clásico sin duda. Podéis llevarlas estampadas y en colores llamativos para un look más vintage, o combinarlas con tops modernos para hacer una mezcla interesante.


¿Os ha gustado el outfit?

¡Dejar vuestro comentario!